Pensemos un poco...Se sabe que el fútbol no es matemáticas - donde hagas el procedimiento que hagas siempre dos mas dos va a ser cuatro - pero a veces parece que se hace hasta lo imposible para ni siquiera figurar en este campeonato.

Nacional, por errores de nuestro técnico y si se quiere por méritos de Fénix que la buscó, volvió a dejar puntos por el camino y le perdió pisada a Liverpool que se consolida como líder del Torneo Clausura 2020.

Otra vez Jorge Giordano volvió a equivocarse con los cambios.

Nos empató Fénix pero pudo habernos ganado si el árbitro Matonte no hubiese anulado el gol de Ignacio Pereira por posición adelantada cuando el partido estaba empatado en un tanto para cada uno. De hecho, el gol del delantero de Fénix era totalmente lícito y estuvo mal anulado. Giordano, para variar, no solamente volvió a plantear mal el partido sino que también se equivocó feo con los cambios.

Primero, era claro que Trezza estaba jugando muy mal de nuevo, pero ¿por qué darle entrada a Rafael García? Fénix estaba cometiendo errores en defensa y había que atacarlos, puso un jugador defensivo por uno inofensivo e inoperante. El cambio era Vecino por Trezza.

Otro cambio muy mal hecho: Armando Méndez estaba jugando mal, pone a Ignacio Lores y deja tres en el fondo. Es un cambio ofensivo, pero capaz el cambio era Velázquez por Méndez - pasando Laborda al lateral derecho -  y que en la zaga quedaran Orihuela y Oliveros; ¿No sabe Giordano que Carrasco juega siempre con tres delanteros? A nadie, ni al más amateur de los técnicos se le puede ocurrir marcar a tres delanteros con solamente tres defensores. De todas formas, corrigió el error haciendo jugar al Rafa García en la zaga aunque jugó mal llegando tarde a todas.

¿Pasó algo con Emiliano Martínez?

Saca a Emiliano Martínez - que jugó bien y estaba descansado - para poner a Trasante. Un volante de marca por un volante mixto ¿Qué diferencia hacía ese cambio? Trasante puede jugar de 5, pero tiene características diferentes. Aparte el volante fernandino aportó el primer gol, marcó y trató de jugar, sin mencionar que la fecha pasada por suspensión no jugó; no se entendió por que lo sacó. El partido ya estaba muy mal leído y con dos cambios mal hechos, pero no quiso romper la regla de "no hay dos sin tres". La única explicación pudo haber sido que Martínez haya recibido un golpe y que lo quiso cuidar.

Thiago Vecino volvió a jugar pocos minutos.

Pero, faltaba la frutillita de la torta: terminar de quemar a Thiago Vecino. Debió haber entrado antes para ayudar a Bergessio y lo puso a tres minutos del tiempo reglamentario para "que sea el salvador", ¿Qué podía hacer en menos de diez minutos? Le falta confianza y el entrenador no lo ayuda, puesto que juega muy poco por partido y muchas veces prefirió a Villar antes que a él. Vecino ha demostrado que jugando desde el vamos rindió más, o capaz podría haber entrado antes para ayudar a Bergessio, porque la defensa de Fénix otorgaba bastantes ventajas.

Los goles de Nacional fueron más regalos de la defensa de los de Capurro que mérito tricolor. El primer gol de Nacional, fue a los 9 minutos tras un corner de Brian Ocampo - muy bien ejecutado - donde Emiliano Martínez sin marca conecta un cabezazo para decretar la apertura del marcador. El segundo gol de Nacional fue un remate desde fuera del área de Brian Ocampo tras un error poco creíble del zaguero Leonardo Coelho que se la dejó servida.

Ahora, Nacional se fue en el primer tiempo con el marcador a favor, pero durante muchos momentos del partido, Fénix fue superior. Juan Ramón Carrasco planteó un equipo muy ofensivo con Olivera, Canobbio, Franco, Pereira y el argentino Nequecaur en función netamente de ataque. El tricolor estuvo poco fino en la marca y la defensa - salvo por Renzo Orihuela - nunca pudo encontrar las marcas. Ignacio Pereira entraba por el lado de Méndez y Laborda como quería y Oliveros, que otra vez volvió a jugar mal por el lateral izquierdo, perdió más de las que ganó con Canobbio. Fénix consiguió el uno a uno parcial tras un penal grosero de Oliveros sobre Canobbio que Maureen Franco cambió por gol y el segundo llegó por medio del argentino Nequecaur tras un remate desde afuera.

Brian Ocampo fue la figura tricolor.

Otras situaciones de gol hubo en el partido, una que el brasileño Kaique que llegaba por el segundo palo tras un corner y otra de Brian Ocampo que remató un tiro libre que dio en el palo. Hacía tiempo que Nacional no tenía una chance así, con un remate franco que tuviese peligro de gol.

En cuanto a líneas generales, creo que Nacional debe mejorar en defensa y también en ataque. Ocampo jugó bien, Bergessio fue a todas y García si bien no anduvo tan mal otra vez fue bastante comilón. En defensa salvo por Orihuela todos jugaron bastante mal. Capaz debería haber algunos cambios, arriesgarse un poco mas porque se sigue insistiendo con los que no rinden. Trasante no ha sido la solución y solamente Giordano está convencido de eso; lo de Trezza ya es más que insostenible y Armando Méndez cada vez juega peor. Capaz podría probarse con Vecino y Bergessio arriba, probar con Pertusatti o Laborda en el lateral derecho, poner a Oliveros en la zaga con Orihuela y Velázquez en el lateral izquierdo, probar con Axel Pérez que puede jugar como segunda punta, como "9" o por las bandas en lugar de Trezza.

De lo contrario, así no va a ser posible ganar el Clausura, corremos riesgos de perder la Tabla Anual - MC Torque y Peñarol ganaron y se arriman - y ni que hablar que está en peligro el bicampeonato.

SERGIO ROCHET (6): Intervino correctamente y no fue culpable de los goles.
ARMANDO MÉNDEZ (3): Desbordado constantemente por Olivera y Pereira. Nunca pudo tomar las marcas ni tampoco resolvió bien en ataque.
MATHÍAS LABORDA (4): Jugó mal partido.
RENZO ORIHUELA (6): El mejor del fondo, tuvo que jugar por él y por los demás.
AGUSTÍN OLIVEROS (4): Jugó mal, perdió más de las que ganó y además hizo un penal grosero.
EMILIANO MARTÍNEZ (6): Jugó bien marcando y siendo salida. Convirtió el primer gol.
FELIPE CARBALLO (4): Mal partido, trató de jugar y marcar pero estuvo muy impreciso.
BRIAN OCAMPO (7): Partido completo del tricolor. Un gol, una asistencia, un tiro libre que casi termina en gol y peligro constante.
PABLO GARCÍA (5): Algún chispazo y no mucho más. Tiene que largar antes la pelota.
ALFONSO TREZZA (2): Totalmente inoperante e inofensivo. 
GONZALO BERGESSIO (5): Las peleó todas, pero no alcanzó.
RAFAEL GARCÍA (4): Lento y tosco. Pobre rendimiento.
IGNACIO LORES (4): Pobre rendimiento en pocos minutos.
JOAQUÍN TRASANTE (4): Poco y nada. 
THIAGO VECINO (-): Pocos minutos en cancha.
JORGE GIORDANO (3): Mal planteo y mala lectura del partido. Parece que hace méritos para perder el campeonato. Otras veces tuvo suerte.