Siempre, cuando comienza la actividad oficial y entre campeonatos, siempre los equipos comienzan a delinear sus planteles y está siempre presente la frase siguiente "los campeonatos comienzan a ganarse en los períodos de pases".

Pero, también ocurre que comienza la danza de nombres y que equipo se está reforzando mas y mejor. Muchas veces la gente se desespera porque los refuerzos no llegan y porque "el rival lleva tantas incorporaciones y nosotros ni una". Hasta ahora la única contratación de Nacional fue la del lateral - volante zurdo Ayrton Cougo.

Ayrton Cougo, ex Defensor Sporting quien fue nuestro primer refuerzo.

La cuestión, pasa por muchos lugares. La gente muchas veces no entiende que "traer por traer" no sirve, e incluso hay que ver que pasa con los jugadores que están ya en el club y con los juveniles.

Emiliano Martínez y Thiago Vecino, ascendidos el pasado 2019 y este año verán seguramente mas acción durante el campeonato, la copa uruguaya y también en los torneos internacionales que juguemos.

Todos sabemos que Nacional campeonó, sabemos que hay una base que la conforman el arquero Luis Mejía, los laterales Armando Méndez y Matías Viña (este último casi en las gateras para irse), el zaguero Guzmán Corujo, Carballo, los mediapuntas Gonzalo Castro, Brian Ocampo y el goleador Gonzalo Bergessio. Esto tomando en cuenta los que jugaron el primer partido del año y los que terminaron jugando la final el año pasado. Habrá que ver como colocamos las piezas faltantes. Tenemos que Felipe Carballo arregló su continuidad, puede ser que Matías Laborda vuelva luego del Preolímpico (Santiago Rodríguez tiene ofertas pero no se sabe si se queda) y hay que ver si Gustavo Munúa colocará a Rodrigo Amaral.

Rodrigo Amaral, vuelve de la lesión y seguramente sea tenido en cuenta. Tiene calidad y puede ser útil.

No nos olvidemos que también se han visto buenos rendimientos en los juveniles tomando como referencia el primer partido; Emiliano Martínez y Joaquín Trasante conformaron el doble 5 y el rendimiento de ambos fue muy bueno. Se complementaron bien y se nota que se conocen de memoria; pero tengamos en cuenta que buscan un volante central, arregló su continuidad Felipe Carballo (seguramente sea titular) y hay que ver que va a pasar con Gabriel Neves.

Otros juveniles que rindieron bien fueron los zagueros Renzo Orihuela - cuya ficha seguramente sea adquirida por el Grupo City por 1,5 millones mas variables - y Joaquín Sosa. Ambos mostraron bastante seguridad y personalidad; hay presente pero sobre todo hay futuro. Nacional busca un zaguero que maneje el perfil zurdo y ambos son derechos.

Renzo Orihuela frente a un futbolista de River disputando una pelota. Atrás de la jugada, Guzmán Corujo, zaguero surgido de nuestras inferiores asentado en el primer equipo como titular.

Con la frustrada vuelta del ex capitán Diego Polenta (arregló con el Olimpia de Paraguay) la búsqueda del segundo central se orientó hacia el brasileño Alan Empereur que actualmente juega en el fútbol italiano.

Alan Empereur el zaguero que pretende Gustavo Munúa.

El zaguero brasileño tiene 25 años, mide 1,86 metros y jugó durante toda su trayectoria en Italia. Munúa lo conoce ya que durante el paso suyo por la Fiorentina el zaguero estaba en las juveniles del club.

Las pretensiones del zaguero no fueron aprobadas por la directiva puesto que excedían los topes fijados para los presupuestos, pero se le ha hecho una nueva propuesta económica al jugador la cual quedó en responder.

Si bien tiene cierto cartel, la cuestión con el jugador es que tiene contrato con el Hellas Verona hasta 2021 y otros factores importantes: viene de jugar apenas tres partidos en los últimos tiempos y viene de una lesión que "no tiene tiempo estimado para que retorne a las canchas".

Con respecto a los zagueros, hoy tenemos como indiscutido a Corujo, seguramente Laborda sea tenido en cuenta para titular, se espera por el refuerzo y entre Orihuela y Sosa se definirá quien queda en Tercera y quien será el cuarto zaguero.

También han sonado algunos futbolistas locales y hubo otros que si bien no trascendieron, es cierto que estuvieron en carpeta para reforzar el equipo.

Para reforzar la zaga, además de Diego Polenta, habían sonado tres futbolistas jóvenes que se destacaron en el campeonato pasado y dos de ellos hoy forman parte de la selección uruguaya Sub-23 que se prepara para jugar el Preolímpico.

Joaquín Fernández, zaguero darsenero.

Uno de ellos fue el darsenero Joaquín Fernández, 20 años y 1,84 metros de altura. El zaguero fue indiscutido para Fossatti en River, es rápido y va bien de arriba.

Emanuel Gularte, zaguero de Progreso.

Otro que se habló e incluso se había dicho que el pase a Nacional estaba arreglado, fue Gularte; zaguero que tuvo una buena temporada en Progreso y cuya ficha pertenece a Wanderers.

El zaguero si bien maneja el perfil derecho, no tiene problemas de jugar por la izquierda. De hecho, en Progreso el primer marcador central era Gonzalo Castillo y Gularte era el segundo central. Tiene 22 años y mide 1,89. Integra la Sub-23.

Agustín Oliveros, zaguero y lateral izquierdo de Racing.

Por último estuvo Agustín Oliveros que se manejó también como opción para la defensa. Es zurdo, mide 1,83, tiene 21 años y puede desempeñarse también como lateral izquierdo. Va bien de arriba e incluso ha convertido goles de cabeza.

Para el puesto de 5, también ha habido jugadores en carpeta e incluso ciertos rumores.

Facundo Píriz
Santiago Romero

Hubo ciertos rumores de que para el puesto de 5 podían retornar dos viejos conocidos de la casa: Facundo Píriz y Santiago Romero. El primero está en condición de libre pero fue aparentemente desestimada su contratación; incluso se habló que iba a Defensor Sporting como reemplazo de Rabuñal.

El Colo, que actualmente se encuentra en Brasil, fue dejado libre a comienzos del año pasado, pero hace poco se habló de que podía pegar la vuelta; incluso con Munúa siempre había sido titular. También se desestimó su contratación.

José Ángel Jurado, volante central español.

Si bien no trascendió, este jugador fue sugerido por Gustavo Munúa. El DT lo dirigió recientemente en el Cartagena y si bien le costó agarrar ritmo, en los últimos partidos con Munúa en el banco fue titular en el medio campo. Tiene 27 años, juega de volante central y es zurdo. La oferta y las negociaciones no llegaron a prolongarse puesto que el jugador tiene contrato, el Cartagena quiere vender y además - de acuerdo con el jugador - por el momento no quiere irse de España y si sale prefiere que sea dentro de Europa. A resumidas cuentas, el jugador se auto-descartó.

Lucas Mineiro, volante brasileño de Chapecoense.

Otro extranjero que estuvo en mira de Nacional fue el brasileño Lucas Mineiro de Chapecoense. 23 años y 1,88 metros, pero su ficha vale 1,25 millones. El mismo jugador, al igual que el español Jurado, desestimó la oferta de Nacional y además tiene - aparentemente - otras ofertas dentro de Brasil con las cuales es imposible competir económicamente.

Para finalizar, se habló también de otros volantes que militan en nuestro campeonato, que eran Ugarte de Fénix y Barrios de Racing; pero en mi humilde opinión, creo que si necesitamos experiencia para el medio y tenemos a Emiliano Martínez y Joaquín Trasante pidiendo cancha, no veo viable traer otros juveniles que seguro no son superiores a ellos.

A resumidas cuentas, hoy en día Nacional está buscando un zaguero zurdo - debido a la vuelta frustrada de Diego Polenta y el alejamiento de Felipe Carvalho - y un volante central con experiencia (recordemos que se fue el Rafa García); debido a que los otros puestos están bien cubiertos. También tengamos en cuenta que el lateral izquierdo Viña puede irse en cualquier momento y que en la derecha solamente tenemos a Méndez; Pertussatti quizás está verde y puede que no esté preparado. Habría que ver, puesto que hasta el 31 de enero están abiertos los mercados en Europa, México, Brasil y otros mercados poderosos en lo económico.