Terminó el 2do torneo del año y nos deja como saldo a Liverpool campeón del mismo y además el negriazul se asegura un lugar en la definición de la Supercopa 2020. Pero, hilando fino, también nos ha dejado otras cosas que ahora mismo hablaremos.

GANÓ QUIEN QUISO JUGAR AL FÚTBOL

Paulo Pezzolano, director técnico de Liverpool

Siempre se discute, en este país donde somos mas de 3 millones de técnicos, si debemos apelar al fútbol o debemos primero marcar, luego tratar de mantener el cero en el arco y después meter el gol; si defender el "lirismo" o terminar con él; si hay que dar espectáculo o preocuparse por el resultado. La cuestión es que Liverpool fue un equipo sólido con un técnico que apeló a jugar al fútbol; es decir que si bien mostró una columna vertebral firme (Ustari, Cáceres, Acevedo, Martínez y Ramírez) también apeló a ganar, gustar y golear.
Sin importar los resultados previos, Pezzolano no se traicionó e impuso su estilo en el equipo de La Cuchilla (donde tuvo varios pasajes como jugador) y a la postre terminó con la obtención del Torneo Intermedio.

Liverpool jugaba con buenos marcadores, solidez defensiva, juego por las bandas con los laterales Rosso y Cándido, pero también apeló a la dinámica que le imprimían los volantes Acevedo, Figueredo, Guastavino y quien entró ayer frente al darsenero, Olivera, que fue determinante; además de la explosión arriba de Federico Martínez y Juan Ignacio Ramírez. Del equipo base de este Liverpool campeón; 6 titulares eran producto de sus inferiores.

ÉXODO DE JUGADORES

Octavio Rivero, quien dejó Nacional para ir al fútbol mexicano.

Siempre a mitad de año ocurre, en un país exportador de jugadores como Uruguay y que le es imposible competir con ofertas superiores de otros mercados más fuertes; que haya un éxodo masivo de futbolistas.

Los equipos chicos, que muchas veces para seguir funcionando se ven obligados a vender sus jugadores, han sufrido bajas; por ejemplo Danubio perdió a Tomás Chacón que tras seis meses en Primera se fue a la MLS.

Tomás Chacón, ex Danubio ahora en el Minnesota United de la MLS

Otras bajas importantes también las tuvieron Cerro Largo que perdió a Sebastián Sosa (su goleador) quien se marchó al fútbol mexicano - al Atlante - al igual que Leo Fernández que era el líder futbolístico de Fénix, sub campeón del Apertura. El mediapunta o delantero de Fénix, al no tener lugar en Tigres de México; actualmente se encuentra en la Universidad de Chile. Leo Fernández, es un jugador sin techo que fue figura no solamente en el campeonato local sino en la selección juvenil de los Panamericanos.

Leo Fernández, ex Fénix actualmente en el fútbol trasandino.

Pero, no solamente los equipos chicos tuvieron bajas importantes sino también los grandes. Agobiado por las deudas a pagar, Peñarol se vio obligado a vender a dos jugadores que apenas pudieron verlos en la cancha; como lo fue Brian Rodríguez - su gran figura - que también fue transferido a la MLS y a Darwin Núñez que fue fichado por el Almería de la Segunda División de España. Sin mencionar que también se fue su lateral izquierdo titular Lucas Hernández al Botafogo de Brasil, su goleador Gabriel Fernández al Celta de Vigo, no pudo retener al zaguero argentino Christian Lema y algunos como Mathías Corujo y Maxi Rodríguez fueron dejados en libertad de acción por fin de contrato.

Apenas llegaron para reemplazar a los que se fueron el lateral izquierdo argentino Rojas, el volante colombiano Riascos, el zaguero Rodrigo Abascal y ahora, para el Clausura llegó el delantero español de 33 años Xisco.

Darwin Núñez, con apenas un puñado de partidos en Primera ya se fue a España.
Brian Rodríguez, ex Peñarol ahora en Los Ángeles.

También Nacional, cuya situación económica no es mejor que la de su rival eterno, tuvo bajas que decidieron irse por cuenta propia como Octavio Rivero - rescindió su contrato para irse a Santos Laguna de México - Kevin Ramírez - rescindió para jugar en el Atlante - Esteban Conde - se fue a Banfield - y hubo otros mas que se fueron porque no iban a ser tenidos en cuenta como los argentinos Marcos Angeleri y Joaquín Arzura.

Octavio Rivero, ex Nacional en el entrenamiento de Santos Laguna.
Kevin Ramírez gritando uno de los goles frente a Progreso, ahora es jugador del Atlante mexicano.

Pero, Nacional principalmente extrañó a sus generadores de fútbol que eran Santiago Rodríguez y Rodrigo Amaral; quienes por sus lesiones no pudieron ser parte del Intermedio.

TÉCNICOS CESADOS O QUE SE FUERON

Román Cuello, ex DT de Wanderers cesado cerca del final del Intermedio.

No solamente podemos hablar de jugadores que se fueron sino también de los técnicos pero por diferentes motivos.

Jorge Giordano, ex DT de River Plate, abandonó al darsenero para ir a hacerse cargo de la Secretaría Técnica del Club Nacional de Football; y en su lugar asumió Jorge Fossatti quien puso al darsenero - luego de una pésima campaña - a jugar la final del Intermedio frente a Liverpool.

Jorge Giordano, ahora Secretario Técnico de Nacional.

Marcelo Méndez, que había dirigido a Progreso el año pasado donde los gauchos fueron revelación; este año fue contratado por Danubio y luego de magras campañas en el Apertura e Intermedio renunció a su cargo como DT.

En cuanto a los técnicos cesados encontramos a Román Cuello de Wanderers, Rosario Martínez en Rampla, Gastón Machado en Boston River y Álvaro Fuerte en Juventud de Las Piedras. En sus lugares asumieron Alfredo Arias, Eduardo Espinel, Martín García y Pablo Tiscornia respectivamente.

NACIONAL VICTORIOSO EN EL CLÁSICO

Los jugadores de Nacional festejando uno de los goles en la victoria clásica.

Después de mucho tiempo, donde hubo una racha de Peñarol que estaba incomodando mucho, Nacional volvió a festejar una victoria clásica. Hacía mucho que Nacional no podía vencer en la cancha a Peñarol en un marco de "clásico oficial". Encima con autoridad, goleando por 3 goles a cero, anulando a su rival y con goles de alguien que fue bastante cuestionado por su rendimiento en la cancha desde que regresó: Gonzalo Castro.

Gonzalo "Chory" Castro

El "Chory" volvió a anotar un gol en un clásico luego de 12 años; tras su último partido en el club antes de su partida a España. El primero fue definiendo con calidad al palo derecho y el segundo un golazo de antología; un cañonazo de 30 metros que se colgó en el ángulo superior derecho, inalcanzable para el guardameta mirasol Kevin Dawson.

Sin lugar a dudas fue el mejor gol del Torneo Intermedio y quizás termine siendo el mejor gol de la temporada por su factura técnica y lo que significó: el K.O. para Peñarol en el partido.

MATÍAS AREZO, REVELACIÓN DEL TORNEO

Matías Arezo, joven jugador de River Plate.

Sin lugar a dudas, la mejor aparición del Torneo. Cuando asumió Jorge Fossatti le dio oportunidades y de a poco se fue ganando su lugar en el equipo titular de los darseneros.

Tiene 16 años y aún no ha alcanzado su potencial; no es Messi ni Ronaldo, pero tiene pasta de crack porque tiene gol, es atrevido, encarador y no tuvo miedo. Demostró que a veces no es determinante la edad para ser titular en Primera División.
Hizo goles importantes como el gol a Peñarol previo al clásico y el gol a Danubio que permitió que River Plate accediera a definir el campeonato con Liverpool.

JÓVENES QUE ESTUVIERON FENOMENALES

Sebastián Cáceres, zaguero de Liverpool

Además de Matías Arezo de River, hubo otros jugadores jóvenes que rindieron en un nivel superlativo como los negriazules Sebastián Cáceres, Nicolás Acevedo, Jean Pierre Rosso, Federico Martínez y Juan Ignacio Ramírez; los tricolores Matías Viña, Gabriel Neves y Thiago Vecino (cuando jugó); los darseneros Alé, Olveira, Piqueréz y Vicente y los violetas Mauro García y Luciano Boggio.

Mauro García, lateral de Defensor Sporting
Thiago Vecino, la joyita de Nacional.

LOS VETERANOS QUE RINDIERON

Gonzalo Bergessio, goleador de Nacional y figura con 35 años.

Así como hubo varios jóvenes que tuvieron un rendimiento muy bueno, hubo algunos veteranos que durante varios pasajes del Intermedio mostraron que siguen vigentes y que aún pueden aportar mucho en sus respectivos clubes; no solamente el cordobés Gonzalo Bergessio en Nacional; capitán y corazón del equipo a sus 35 primaveras.

Otro goleador veterano argentino que también se hizo en varias oportunidades presente en el marcador fue Mariano Pavone; quien llegó con 37 años a Defensor Sporting proveniente desde Estudiantes de La Plata.

Mariano Pavone, delantero de Defensor Sporting.

Si hablamos de veteranos argentinos que rindieron no podemos dejar de nombrar a Oscar Ustari; no sólo están los que hacen los goles sino también quienes los evitan. El arquero de Liverpool fue figura y fue el más parejo en su puesto durante el Intermedio.

Oscar Ustari, arquero argentino de Liverpool.

Otras menciones vale la pena hacerlas fue a otros veteranos que por momentos mostraron pinceladas de calidad como Ignacio González en Wanderers y Riquero en Progreso.

FRACASOS Y DECEPCIONES...

Peñarol luego de la derrota clásica.

Si uno de los grandes no consigue llegar siquiera a definir un torneo es un fracaso, ni que hablar si los dos se quedan lejos.

Al estar en el mismo grupo, ya de antemano se sabía que uno de los dos grandes al menos no iba a definir el Intermedio; pero nadie esperaba que River Plate se adjudicara el "grupo de la muerte" (además de ambos grandes estaban Danubio y Defensor Sporting) y definiera el campeonato.

Peñarol, que venía de "arrasar" en el Apertura se fue quedando, por las lesiones, bajones en los rendimientos y las bajas por las ventas. Extraño mucho a Brian Rodríguez al cual no pudo reemplazar y acusó el bajón de quien fuera su "emblema", Walter Gargano, de bajos rendimientos; sin mencionar que el Cebolla Rodríguez estuvo prácticamente ausente.

Castro festejando su segundo gol en el Clásico con Neves y Vecino.

Nacional, que extraño a Amaral y Santiago Rodríguez, nunca supo elaborar juego que generase sorpresa; quienes fueron sus reemplazos no rindieron. Jugaron en diferentes partidos Gustavo Lorenzetti, Matías Zunino, Sebastián Fernández y Pablo Barrientos; pero ninguno logró destacar para ganarse la titularidad indiscutida. Los juveniles Ocampo y Pablo García apenas fueron utilizados por Gutiérrez.

Nacional decepcionó menos porque terminó haciéndose con el triunfo en el Clásico; que fue ganado en cancha después de un tiempo, luego de una racha bastante molesta de Peñarol y encima con autoridad.

También Defensor Sporting y Danubio, que por lo general son equipos que están en la discusión de los torneos, quedaron muy lejos de la definición. En Danubio comenzó a trabajar Mauricio Larriera como D.T. luego de la renuncia de Marcelo Méndez.