Termina el mandato de José Decurnex y fueron tres años donde queda un gusto agridulce puesto que se ganaron dos campeonatos de tres - en este aspecto el saldo es bastante positivo - se logró estabilizar el club en lo económico pero también hubo algunos errores como en la elección de los técnicos (ya hablado anteriormente) y en la elección de los jugadores. Se realizaron numerosas incorporaciones en este trienio pero fueron mas los que no rindieron que los que si lo hicieron.

2019 - HABÍA QUE CORTAR EL TRI DE PEÑAROL.

A fines de 2018 Peñarol se alzó con su segundo campeonato en forma consecutiva y fue electo como presidente José Decurnex. Nacional no renovaba 14 contratos y el electo presidente decía que iban a llegar pocos refuerzos pero buenos, lo mismo no se cumplió puesto que llegaron cerca de 10 jugadores contando la renovación del contrato de Gonzalo Bergessio que al principio había querido alejarse.

De izquierda a derecha: Gustavo Lorenzetti, Felipe Carballo, Felipe Carvalho, Mathías Cardaccio, Álvaro Pereira y Octavio Rivero. Algunos refuerzos que llegaron en 2019.

Los refuerzos que llegaron fueron el delantero Octavio Rivero, el mediapunta argentino Gustavo Lorenzetti, el delantero Pablo García, el lateral izquierdo Álvaro Pereira, el zaguero Felipe Carvalho, los volantes uruguayos Mathías Cardaccio y Felipe Carballo, el volante argentino Joaquín Arzura, el mediapunta Rodrigo Amaral y además habían vuelto de los respectivos préstamos los jugadores Axel Müller, Kevin Ramírez y Gabriel Araújo.

Felipe Carvalho demoró en debutar pero fue importante en la zaga.

Sin contar a Gonzalo Bergessio que ya estaba en 2018 y al final terminó volviendo, de todos esos refuerzos que llegaron a principios de año, solamente Felipe Carvalho, Octavio Rivero - convirtió algunos goles cuando entró -  Felipe Carballo - algunos partidos - y Rodrigo Amaral hasta que se lesionó, fueron los que realmente rindieron ¿Qué pasó con los otros? Pablo García, Axel Müller y Gabriel Araújo casi no jugaron; Kevin Ramírez solamente tuvo un buen partido ante Progreso y Mathías Cardaccio, Joaquín Arzura, Álvaro Pereira y Gustavo Lorenzetti tuvieron rendimientos que no fueron los esperados y ni siquiera llegaron a un nivel aceptable.

De 12 jugadores que se sumaron al plantel, solamente 4 (33%) rindieron bastante bien, el resto fueron fiascos o directamente casi ni jugaron.

Rodrigo Pastorini, goleador de Wanderers en el Apertura 2019, se sumó a Nacional en la segunda mitad del mencionado año.

Para el Clausura, se habían marchado varios jugadores del plantel como Kevin Ramírez, Esteban Conde, Marcos Angeleri, Octavio Rivero, Facundo Labandeira y Axel Müller; pero también hubo algunos refuerzos para Nacional.

Llegaron el arquero Sergio Rochet desde Turquía, el zaguero Hugo Magallanes desde Cerro Largo, el mediapunta argentino Pablo Barrientos, el goleador de Wanderers Rodrigo Pastorini y el delantero argentino Christian Duma, además retornó desde su préstamo en Fénix el lateral derecho Armando Méndez.

Jugó poco, pero cuando tuvo que hacerlo respondió bien el arquero Rochet.

Si se pifió feo a comienzos de año con la elección de los refuerzos, a mitad de año se eligió mal también. De esos seis refuerzos solamente Sergio Rochet y Armando Méndez cumplieron muy bien las veces que les tocó jugar ¿Qué pasó con los demás? Rodrigo Pastorini llegó tras un buen Apertura con Wanderers para ser el relevo de Gonzalo Bergessio (se había ido Rivero) y cuando jugó decepcionó, el argentino Pablo Barrientos no fue solución y solamente jugó bien contra Rampla Juniors en el Clausura, Hugo Magallanes solamente jugó un partido y cometió muchos errores groseros mientras que Christian Duma (con 23 años) jugó solo en la Tercera y nunca integró el banco de suplentes del equipo principal.

Otra vez solamente el 33% de los refuerzos rindió, pero si lo llevamos a lo que va del año fue el mismo número exactamente.

2020 - TIEMPO DE CONSOLIDAR.

Con la tranquilidad de haber cortado el tri de Peñarol y haber reconquistado el Campeonato Uruguayo, Nacional tenía en mente consolidar el equipo y tratar de competir y llegar lejos en la Copa Libertadores de América.

Mathías Suárez, un seleccionado que no rindió en Nacional.

En esta oportunidad, Nacional solamente pensaba sumar pocos refuerzos y los elegidos fueron los laterales Mathías Suárez y Ayrton Cougo, el zaguero paraguayo Miguel Jacquet, el zaguero o lateral izquiedo Agustín Oliveros y el volante argentino Claudio Yacob. Además había retornado desde Progreso tras una buena temporada el volante Agustín González.

Se había apuntado correctamente en varios porque se trataba de jugadores probados, pero lo cierto es que solamente rindieron Agustín Oliveros, Cougo en algunos partidos y paramos de contar.

Agustín González casi no jugó, Mathías Suárez jugó muy mal (venía con el cartel de haber sido parte de la selección) y tuvo expulsiones y amarillas innecesarias, el paraguayo Jacquet no logró siquiera jugar apenas aceptable y Claudio Yacob tuvo muchos partidos malos.

Después vino el parate por la pandemia y se reanudó el Campeonato Uruguayo, de cara al Intermedio llegaron mas jugadores: el zaguero o volante Rafael García, el delantero Emiliano Villar, el mediapunta Ignacio Lores y los brasileños Felipe Gedoz y Paulo Vinicius.

Ignacio Lores salió campeón con los dos grandes, pero en Nacional no rindió.

De los cinco jugadores que llegaron, solamente Paulo Vinicius en los primeros partidos rindió, el resto, bien gracias: Felipe Gedoz estaba fuera de forma y jugó muy mal, Lores fue intrascendente, Emiliano Villar su único aporte fue el gol del triunfo ante Boston River y nada mas mientras que Rafael García no rindió nada.

Solamente, llevado al año, el 18% de los refuerzos rindieron y el resto demostraron que no estaban a la altura de Nacional.

2021 - FIN DEL CICLO.

Tras el bicampeonato, se buscaba cerrar el ciclo de Decurnex apuntando al tri, pero a la fecha el mismo está prácticamente perdido.

El argentino Andrés D'Alessandro fue el primer refuerzo.

Se contrató a un plantel nuevo porque llegaron 10 jugadores al club: el internacional argentino Andrés D'Alessandro, el delantero argentino Leandro Fernández, el lateral derecho Angelo Gabrielli, el lateral volante Facundo Perdomo, el golero Martín Rodríguez, el mediapunta Gonzalo Vega, el lateral izquierdo Camilo Cándido, los volantes Maximiliano Cantera y Facundo Píriz y el zaguero o lateral Christian Almeida; además retornó desde la cesión a Cerro Largo el delantero Guillermo May. No contamos a Patricio Gregorio porque inmediatamente fue cedido a River Plate.

Diego Polenta retornó al club a mitad de año.

Para la segunda mitad, se fueron varios jugadores y llegaron cinco refuerzos mas; los mismos fueron los zagueros Diego Polenta y Mario Risso, el volante central Diego Rodríguez, el volante todo terreno Matías Zunino y el delantero juvenil Juan Manuel Gutiérrez.

De estos 16 jugadores solamente rindieron Leandro Fernández (tras algún bajón) y el arquero Martín Rodríguez cuando le tocó entrar.

El resto...Andrés D'Alessandro llegó con 40 primaveras y no rindió; Angelo Gabrielli no rindió y terminó siendo borrado por Cappuccio y Ligüera; Gonzalo Vega no rindió y lo cedieron a Fénix; Cándido tuvo mas partidos malos que buenos y no fue ni la sombra de lo que era en Liverpool; Cantera ponía ganas pero tampoco descolló; Facundo Píriz si tuvo dos partidos buenos fue mucho, Diego Polenta y Diego Rodríguez alternaron buenos y de los otros;  y Christian Almeida tuvo algunos partidos buenos sobre el final de la temporada.

Facundo Perdomo jugó siempre en la Tercera del club y nunca estuvo convocado, mientras que Juan Manuel Gutiérrez tuvo partidos en la reserva y estuvo convocado por primera vez en la última fecha frente a Cerrito donde tuvo sus primeros minutos en Nacional.

Caso aparte el de Mario Risso...jugó dos partidos, convirtió un gol y fue expulsado en el debut y luego cuando volvió a la titularidad se desgarró. No pudo volver aún a los campos de juego.

El plantel de 2021.

A resumidas cuentas, en este trienio contando los retornos al club de los jugadores que estaban a préstamo llegaron 45 jugadores al club. De esos 45 jugadores, solo se pudieron consolidar como titulares y con rendimientos regulares apenas ocho.

Eso representa apenas el 17,8% de las contrataciones, eso quiere decir que en el rubro de refuerzos, se erró mas de lo que se acertó.

Queda incumplida otra promesa de los candidatos, porque el "pocos pero buenos" no se cumplió; en tres años llegaron 45 jugadores (un promedio de 15 por año) y ni siquiera un tercio de los mismos llegaron a consolidarse como titulares o cumplieron cuando les tocó jugar.

La próxima directiva deberá armar un plantel nuevo (considero que debe hacerse una limpieza importante, subir juveniles y sumar cantidad y calidad) y deberá acertar mejor en la elección de los refuerzos.